Tú sal y habla de dinero con tus hijos

¿Sabías que los mexicanos somos de los que más nos estresamos por el dinero?

“Hablar de dinero es de mala educación”. Eso nos dijeron a muchos cuando éramos niños. En México, hablar de dinero parecía ser sinónimo de malestar y presiones.

La comunicación financiera en la familia es importante porque afecta las actitudes y los comportamientos financieros en la vida de cada miembro en la familia. Por ejemplo, si los padres dicen que hablar de dinero está mal, es probable que los hijos hereden comportamientos negativos sobre el dinero y no lo vean como una herramienta para poder lograr sus sueños.

Los padres tienen la capacidad de cambiar un mal comportamiento financiero en sus hijos cuando hablan con apertura y honestidad. Por ejemplo, pueden hacer que sus hijos no cometan los mismos errores que ellos, y que dejen a un lado las ansiedades que puede causar el dinero.

¿Sabías que los mexicanos somos de los que más nos estresamos por el dinero? Lo que más nos preocupa en México es el dinero y por eso pasamos casi 15 horas al mes intranquilos por temas financieros, según el reporte “Bienestar Financiero” de Invested, Vanguard, Aon y Amedirh. Nos preocupa nuestro retiro, nuestros dependientes económicos -es decir, nuestros hijos-, pero también nos preocupan los gastos del día a día y las deudas. Y esto es muy impresionante porque resulta que para muchas familias en México las deudas llegan a ser un pesar tan grande que hasta representan la mitad de todos los ingresos que tenemos en un mes.

Por eso, en Uellbee queremos darte 5 recomendaciones para que hables de dinero con tu familia:

  1. Habla de dinero en positivo. No, no tienes que mentir y decir que todo está bien y que pueden gastar sin límites, pero el dinero no puede ser un tema que siempre sea un problema o pleito en casa. El dinero permite lograr, y la cosa es que unas veces permite lograr más que otras. Por cierto, a veces no nos permite lograr en lo inmediato porque tenemos una meta mayor. A esto nos referimos: “no, niños, no vamos a salir de vacaciones esta Semana Santa porque estamos ahorrando para un viaje más largo y divertido en el verano”.
  2. El presupuesto es de todos y para todos. Muchas veces los niños pueden tener ideas de cómo recortar gastos que los adultos dejamos de percibir. Cuando el presupuesto se hace entre todos en la familia (y no tienes que decirles exactamente cuánto cuesta cada cosa, solo que, según su edad estén involucrados para entender cómo funciona un presupuesto) todos podemos aprender algo. Los adultos que son los que participan en el presupuesto toman decisiones y conocen cada cantidad en cada rubro de gasto, pero los demás pueden aprender algo del proceso, dar ideas y comentar qué se puede hacer para lograr las metas y los objetivos que todos tienen en la familia.
  3. Ahorren juntos. No importa cómo o dónde o cuánto, solo ahorren juntos. El ahorro es un hábito y si lo fomentan desde que sus hijos son pequeños, cuando sean adultos lo verán como algo que sucede, igual que lavar los trastes o hacer su cama. Pueden empezar con el cochinito y luego pasar a la cuenta de ahorro, solo recuerda que tiene que ser de inversión o su dinero perderá valor todos los días por el efecto de la inflación.
  4. Enséñales a prevenir. Hay días lluviosos para todos en algún momento de la vida, pero unos están más preparados que otros. Si desde pequeños le dices a tus hijos que guarden un poco para la “emergencia” o que tengan un “guardadito” solo para ellos, lo harán cuando sean grandes. Quizá ellos sí logren tener un seguro de gastos médicos mayores o quizá tengan un ahorro grande para cuando -y nadie quiere eso- se queden sin empleo. El tema es que deben saber que las cosas imprevistas pasan a todos no importa cómo te hayas portado.
  5. Disfruta con ellos. El dinero es resultado de tu trabajo y de muchas horas de no estar con ellos. Así que separa una cantidad que puedas disfrutar con ellos para que entiendan que el dinero permite lograr cosas divertidas. No es la cantidad que les gastes, sino que sonrías mientras lo haces. Un helado en una tarde de mucho calor, una pizza para ver una película en casa, o lo que les guste como familia, siempre y cuando lo hagan juntos.

En Uellbee.com te ayudamos a salir de deudas y escribir el nuevo capitulo de tus finanzas para que alcances tus sueños.