7 tips para enfrentar el alto costo del súper

En un año los alimentos de consumo diario cuestan en promedio 16% más y la inflación no deja de hacer de las suyas.

Photo by nrd on Unsplash

Todo es más caro. No es broma, en un año los alimentos de consumo diario cuestan en promedio 16% más, según un estudio de Tiendeo.mx. Para todo mexicano que hace las compras es difícil ver cómo comprar lo de antes porque la inflación no deja hacer de las suyas y de hecho se espera que en el tercer trimestre del año llegue a 8.5%.

Cómo andan los precios

La pandemia no es la única culpable, también el conflicto entre Rusia y Ucrania han hecho que todo esté más caro. Aquí un listado con información del estudio de Tiendeo.mx de lo que han subido los precios de ciertos productos:

  • Aceite vegetal cuesta hasta 70% más que hace un año.
  • La pasta cuesta alrededor de 23% más.
  • El pan blanco de caja ha tenido un incremento de 19% en el costo, de 37 a 44 pesos cuesta en promedio.
  • Cereales de hojuelas de maíz cuestan 7% más.
  • El litro de leche cuesta 12% más.
  • La caja de huevo de 14 piezas subió 10% de 44.4 pesos a 49 pesos.
  • Un kilo de arroz hace un año costaba 31.7 pesos y ahora ha subido a una media de 34.3 pesos, un incremento de 8%.
  • El café soluble subió 23%.
  • El azúcar incrementó 14%.

Cómo enfrentar la inflación

Nuestro dinero vale menos día a día y lo estamos sintiendo en los bolsillos, llegan los recibos de la luz, del agua y lo vemos en el supermercado o en el tianguis. Por eso también vemos que hay descuentos agresivos para animarnos a comprar.

Aquí te compartimos 7 recomendaciones para hacer muy eficiente tu gasto en productos de consumo básico:

  1. Nunca salgas sin la lista de lo que necesitas y no te permitas comprar cosas que fuera de la lista. A veces ayuda hacer la compra en internet para que solo pidas lo que necesitas. Hay plataformas que permiten hasta comprar a los del tianguis local como Tianguis-MX, te recomendamos esta que es un emprendimiento social: tianguis-mx.com y puedes pedirlo por teléfono también en la CDMX al 5526741644.
  2. Compara los precios y revisa las marcas libres o marcas propias, es decir la marca que es del supermercado al que vas, pues suelen ser más económicas y casi iguales a las marcas que normalmente compras, además pueden ser de los que tienen descuentos más agresivos.
  3. Ten cuidado con la reduflación. Esto consiste en que un producto que comprabas de un litro ahora viene de 970 mililitros y cuesta lo mismo que el de a litro. De esta forma parece que compras o pagas el mismo precio, pero lo que viene de producto es menos. Esto, según Kantar y Tiendeo.mx se ha visto en México en 3 de cada 10 productos de consumo básico.
  4. Cambia un poco tus hábitos y adáptate. Tenemos que comer mejor para estar más sanos y cuando los precios incrementan hay que ser más creativos. Si antes hacías un día sin proteína animal, ahora puedes hacer dos. Recuerda que los frijoles, las lentejas, el garbanzo son fuente de proteína natural y podrás ser creativo para ajustar tus menús y probar otras recetas.
  5. Suena obvio, pero de verdad no compres con hambre. Cuando tenemos hambre, está comprobado que compramos más de lo que necesitamos.
  6. Re-Todo. Reajusta tu presupuesto, es momento de recortar, reciclar, revender, recircular, reajustar, reinventar cómo usas tus cosas y tu dinero.
  7. Sé un consumidor inteligente. Ya sabemos que todo está caro, ya sabemos que no parece que vaya a cambiar en el corto plazo, al contrario, es posible que siga siendo todo cada día más caro. Por eso debes ahora sí poner los ojos en tu dinero, en tu salud financiera y en tu bienestar. Si estás endeudado, es momento de buscar una alternativa. Ve lo que Uellbee puede hacer por ti para que inicies un nuevo capítulo en tu vida financiera.